Europa | Política

Dinamarca da un giro a la izquierda


Por Mayra José P Braca
Publicada:2011-09-16

La crisis y el paro pasan factura al Gobierno liberal conservador / La extrema derecha pierde apoyo popular
Tras una dcada en la oposicin, la izquierda danesa logr una apretada victoria en las elecciones anticipadas celebradas ayer. El electorado ha castigado en las urnas al Gobierno liberal conservador por la crisis econmica y la subida del paro, que alcanza al 6,1% de la poblacin activa, el doble que en 2009.


Alta, rubia y muy bien vestida, Thorning-Schmidt irradi
confianza y seoro en sus contactos con el electorado
Mientras, el ultraderechista Partido del Pueblo Dans (DF), el socio parlamentario del Gobierno durante la ltima dcada, mantiene su posicin de tercera fuerza poltica, pero pierde tres diputados con respecto a las elecciones de 2007. De hecho, el DF se vio desplazado en una campaa electoral en la que la economa releg a su principal caballo de batalla, la inmigracin, a un segundo plano. Su influencia poltica durante la ltima dcada propicio el endurecimiento de las polticas de inmigracin de Dinamarca. La repercusin en el electorado de la matanza cometida en Noruega por Anders Breivik, un extremista que milit en la extrema derecha, tambin ha podido influir en la cada de la derecha xenfoba.


Alta, rubia y muy bien vestida, Thorning-Schmidt irradi confianza y seoro en sus contactos con el electorado, tratando con ingenio a los medios de comunicacin y una sonrisa encantadora. Empero, queda por ver si puede convencer a las facciones izquierdistas que no concuerdan en la necesidad de reducir los impuestos y el estado de bienestar para apuntalar la finanzas pblicas ante la galopante crisis de la deuda soberana europea, de la que no es ajena Dinamarca.

Thorning-Schmidt haba sido legisladora en el Parlamento Europeo durante cinco aos cuando fue elegida en el 2005 lder de los socialdemcratas.

"Es una personalidad internacional, ha estado desde hace aos en el Parlamento Europeo, donde aprendi sus lecciones polticas", dijo Kasper Hansen, de la Universidad de Copenhague.

"No tiene tanta experiencia con la poltica danesa a la hora de negociar en el Parlamento", agreg. "Ese ser su gran desafo ... cmo moverse en la arena del nuevo Parlamento".

Su inexperiencia en la poltica nacional qued patentizada en los comicios del 2007, cuando fue barrida por su principal oponente, el refinado primer ministro Anders Fogh Rasmussen.

"Los daneses necesitarn ms tiempo antes de que entreguen la responsabilidad (de gobernar) a nosotros", indic en aquel entonces tras obtener los socialdemcratas sus peores resultados en un siglo.

Thorning-Schmidt obtuvo una maestra en ciencia polticas por la Universidad de Copenhague en 1994. Dos aos despus, se cas con Stephen Kinnock, hijo del ex dirigente laborista britnico Neal Kinnock, a quien conoci en Blgica.

Vive con sus dos hijas, Johanna, de 14 aos, y Camilla, de 11, en el noreste de Copenhague, mientras Kinnock reside en Suiza por ser director del Foro Econmico Mundial.

Su arreglo matrimonial fue investigado por las autoridades financieras danesas ante la denuncia de que la pareja haba incurrido en evasin fiscal al ocultar el nmero real de das que Kinnock pas en Dinamarca. Thorning-Schmidt admiti haber cometido un error y fue exonerada de evasin fiscal.

Nos despedimos de diez aos de poder burgus, proclama Thorning-Schmidt
El ataque a la poltica de inmigracin fue el arma fundamental usada en 2001 por la derecha para llegar al poder, en una campaa con un tono dursimo, y desde entonces ha sido en mayor o menor medida el tema estrella de cada convocatoria electoral en Dinamarca.

El estallido de la crisis y los anuncios de recortes en las jubilaciones y las ayudas sociales desviaron esta vez la atencin hacia otro lado, una idea reforzada por el propio primer ministro, el liberal Lars Lkke Rasmussen, quien insistio desde el principio de la campaa, que sta trata de poltica econmica.

Los ultraderechistas han adquirido una influencia tremenda en la ltima dcada, al garantizar la mayora al Gobierno liberal-conservador a cambio de endurecer las leyes contra la inmigracin, como la decisin de reinstaurar, a principios de este ao, los controles fronterizos en el pas.

El principal reto de los socialdemcratas ser dotar al nuevo Gobierno de una nica voz, evitando las divergencias con sus otros tres socios, con los que ha chocado en alguna ocasin en cuestiones econmicas y sociales. "El reto ser que la gente visualice los avances", seala Pedersen. Es en la inmigracin, en concreto en la controvertida "regla de los 24 aos", donde ms han discrepado los progresistas, lo que ha sido aprovechado por los conservadores para instigar el miedo a una llegada masiva de extranjeros en caso de ganar la izquierda.

La medida pretende impedir los matrimonios forzosos al establecer que para que un residente en Dinamarca pueda traer a su cnyuge extranjero, ambos deben ser mayores de 24 aos, demostrar un vnculo con el pas y cumplir una serie de condiciones econmicas. Desde su aplicacin en 2002, cientos de daneses han emigrado a Suecia para poder vivir con su pareja extranjera y las peticiones de asilo han pasado de las 13.000 registradas en 2001 a las 5.000 de 2010. De los 5,6 millones de habitantes de Dinamarca, un 4% son de origen extranjero, la mayora de pases musulmanes.

Pero ni recurrir a la inmigracin le ha servido a Rasmussen para evitar una derrota que rompe con 18 aos de un Gobierno daneses muy de derecha





Noticias relacionadas de Europa

✅ ¿Hasta qué punto debemos temer el coronavirus de Wuhan en Europa?
✅ Cuatro títulos en español de Olga Tokarczuk, voz de la literatura europea contemporánea
✅ Ikea quiere construir casas en Inglaterra que cuestan lo que el comprador puede pagar
✅ Los SÍ y los NO de la dieta mediterránea
✅ Nombran la dieta mediterránea como la mejor para 2019

Te puede interesar!

El 28 de febrero de 1986,
Apruebo: para que el Sí
El pacto secreto entre la


Leonard Cohen y Marianne:
Inteligencia artificial:
La realidad no existe has
estocolmo_agenda
Actividad
Actividad


Ultimas Noticias

De interés